Mundo árabe, hacia un camino incierto


La verdadera ‘Revolución Árabe’ parece haber comenzado sin un claro atisbo de cuándo y cómo terminará. Las revueltas pacíficas marcan la pauta de la reivindicación de unos pueblos cansados de vivir en la miseria, bajo regímenes dictatoriales que se han enriquecido en el desenfreno de las últimas décadas. Túnez ha abierto la caja de los truenos y nadie sabe cómo puede terminar. La rápida huida de Ben Ali ha crecido a los manifestantes, saben que el cambio se puede conseguir y ahora Egipto no parará hasta conseguir ver a Mubarak lejos de la tierra de los faraones. Poco a poco, todos los países irán cayendo, o tendrán que acometer importantes transformaciones como ya ha realizado Jordania, porque el pueblo tiene hambre y ese mal bicho es difícil de silenciar. La revolución islámica ha comenzado. Pero no es oro todo lo que reluce y eso lo sabe Europa, que se pone en lo peor. Durante décadas la Unión Europea ha sonreído a dichos regímenes dictatoriales con el fin de tener controlado el islamismo más radical. Ahora todo puede cambiar. ¿Qué ocurriría si un partido radical islámico ganara en cualquier país ‘derrocado’ y montara su Intifada? Un mal demasiado cercano para el viejo continente inmerso ya en una crisis económica de la que no sabe como librar. ¿Libertad o seguridad? Esa es la cuestión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s